junio 15, 2010

Una vez.
















«la vida es leve, insoportablemente leve, porque no se repite, porque sólo ocurre una vez».

Entonces quédate, siéntate y contémplame. Se testigo de mis arranques, de mi taconeo matutino, de mis suspiros...

Bésame la espalda y préstame tus pies, lámeme los labios y muérdeme la oreja. Grábate mi aroma y cristalízame el tuyo.

3 comentarios:

Bull dijo...

Carpe diem..

Jon Esponja dijo...

◕‿◕

Nemux dijo...

Sublime !!!